Por favor, use este identificador para citar o enlazar este ítem: http://cybertesis.uni.edu.pe/handle/uni/106
Título : Análisis estructural, mineralógico y geoquímico del cuerpo rosario y su aplicación a la exploración en el distrito minero Uchucchacua
Autor : Sánchez Páucar, Víctor Manuel
Asesor : Carrascal Miranda, Rolando
Rojas Caballero, David
Palabras clave : Mineralogía;Cianuración de oro;Análisis estructural (Ingeniería)
Fecha de publicación : 2007
Editorial : Universidad Nacional de Ingeniería
Resumen : Uchucchacua se encuentra dentro de un gran metalotecto como son los carbonatos del Cretáceo, el cual alberga yacimientos importantes como Antamina, Huanzala, Cerro de Pasco, Raura, Iscaycruz, Yauricocha, entre otros. Durante millones de años esta secuencia del cretáceo ha sido sometida a grandes esfuerzos, debido a la subducción de la placa de Nazca que parece comenzar en el Cretáceo superior. En consecuencia, el material Cretáceo estuvo afectado por cinco fases compresivas y al menos dos fases distensivas que empiezan en el Santoniano con la tectorogénesis andina. En Uchucchacua existe un sistema principal de fallas NE-SW como las fallas Uchucchacua, Cachipampa y Socorro, cuyas conjugadas son fallas de rumbo E-W, como las fallas Rosa y Sandra. En donde la mineralización se aloja principalmente en las intersecciones de fallas o en los cambios de rumbo de fallas, ya que es en estos dos casos que se genera mayor fracturamiento y espacios abiertos favorables para la mineralización, dando lugar a la formación de vetas de relleno de fracturas y cuerpos de reemplazo de carbonatos como el cuerpo Rosario. Rosario es un cuerpo de reemplazamiento de Ag-Pb-Zn hospedado en las calizas masivas del miembro Inferior de la formación Jumasha, cuya mineralización ocurrió bajo régimen de compresión OSO - ENE, con una dirección de extensión asociada NO – SE representado por venas de extensión de calcita gruesa, orientadas NE SW, desarrolladas en la periferia del Cuerpo Rosario. Esta generación de venas puede resultar una útil característica asociada a la mineralización. La mineralización en Uchucchacua se dio en cuatro etapas, determinadas mediante el estudio de paragénesis obtenido a partir de las bandas de crustificación presentes en la mena. En la etapa (I) fueron introducidos en el exoskarn el Fe, Mn, y Si como los silicatos anhidros johansenita, bustamita, además de rodonita. A inicios de la etapa (II) fueron introducidos el Pb, Zn, Fe, y Cu siendo los principales sulfuros la pirrotita, esfalerita, wurtzita, alabandita, galena, y calcopirita. La pirrotita fue reemplazada por marcasita, pirita y calcopirita a fines de la etapa (II). La disminución de contenidos de Fe en la alabandita y esfalerita a fines de la etapa (II) y etapa (III), junto con la aparición de pirita, indican un incremento en la fugacidad del sulfuro y/o el descenso de temperatura sobre este periodo. La Ag, As, y Sb fueron introducidos a fines de la etapa (III) en forma de sulfosales, principalmente pirargirita. Finalmente, la etapa (IV) corresponde a la alteración supérgena que afecta a muchas de las vetas dando lugar al crecimiento de hidróxidos de Mn, psilomelana, oropimente, marcasita, cerusita y siderita. Sin embargo, la mena del cuerpo Rosario presenta principalmente minerales de la etapa II como galena, esfalerita, magnetita y pirita, lo cual indica que hubo baja fugacidad y mayor temperatura dentro del sistema. Siendo la galena el mineral que contiene Ag, ya que estudios anteriores de Petersen (1995) indican que la galena tiene 85% Pb y 0.2-1.0% Ag. Ésta equivale a 2,000-10,000 ppm Ag ó 65-325 oz. Ag/t. dividiendo por 85% Pb, habrían 0.7-3.3 oz. Ag por 1% Pb. Ésta galena parece ser algo más argentífera que la que se tiene típicamente en yacimientos de Pb-Zn. Por consiguiente, la galena puede ser responsable del aporte de Ag en la etapa II. Además, el estudio de inclusiones fluidas de la veta Luz (Alpers, 1980) indica que los niveles de salinidad y las ratios NaCI/ CaCI2 pertenecen a salmueras de cuenca, expelida de la deformación de la secuencia Mesozoica, siendo un componente significante del fluido mineralizantes. Las características petrológicas del miembro inferior de la formación Jumasha (S. Rosas, 2002) muestran que se trata de un paquete masivo de calizas tipo grainstone y no presenta horizontes margosos como en los miembros medio y superior de la formación Jumasha, lo cual a permitido considerar una franja idealizada de hasta 300 m. de potencia a lo largo de este horizonte cerca al contacto con las calizas del miembro medio de la formación Jumasha como favorable a la mineralización, considerando al Jumasha inferior como un metalotecto.
URI : http://cybertesis.uni.edu.pe/handle/uni/106
Derechos: info:eu-repo/semantics/openAccess
Aparece en las colecciones: Ingeniería Geológica

Ficheros en este ítem:
Fichero Descripción Tamaño Formato  
sanchez_pv.pdf10,34 MBAdobe PDFVisualizar/Abrir
planos-5798.pdf12,27 MBAdobe PDFVisualizar/Abrir


Este ítem está sujeto a una licencia Creative Commons Licencia Creative Commons Creative Commons